(Castellano) Se Estanca Turquia Nuevamente?

CONFLICT RESOLUTION - MEDIATION, TMS PEACE JOURNALISM, TRANSCEND MEMBERS, MIDDLE EAST & NORTH AFRICA, ORIGINAL LANGUAGES, 17 Jun 2013

Johan Galtung – TRANSCEND Media Service

Desde Estambul

Turquía hizo lo imposible: pasar casi sin violencia de una dictadura militar secular a una democracia civil mayoritariamente sunní. Turquía despegó. Sarkar y la circulación de las elites en el trabajo: las élites militares, luego los intelectuales religiosos, después las empresas, luego la gente común y una vez más los militares. Segundo ciclo.

Los grandes negocios llaman a la puerta, como sucedió en la época de Thatcher y Reagan, en la revolución de mediados de 1980. Por lo tanto, no es de extrañar que uno de los proyectos para la Plaza Taksim y Parque Gezi fuera un gran centro comercial, junto con una ópera, una mezquita y un monumento de la época otomana. Cada elemento dejaba para Estambul un regalo de 14 millones de dólares. Pero, a expensas de un parque, verde naturaleza, pulmones en esa parte de Estambul.

A partir de este punto se intensificó un enfrentamiento extra-parlamentario entre los ganadores (Partido de la Justicia y el Desarrollo –AKP-) y los perdedores (Partido Republicano del Pueblo-CHP) de las dos últimas elecciones -los perdedores llevando gran parte del desafortunado pasado- o al revés, o ambos, lo cual se puede debatir y se debate.

Hay otros procesos en curso. Siria. En lugar de la política de cero problemas con los vecinos que ha funcionado tan bien, el AKP tiene una posición a favor de la oposición, contra el régimen Alevite. No sin razones, pero el cambio de régimen es mejor hacerlo a través elecciones libres y justas, FAFE en inglés, bien supervisadas. La violencia estimula las incursiones militares, no a la democracia. Y el AKP elige como nombre -para el tercer puente del Bósforo- Yavuz (El feroz) Sultán Selim I, de quien se dice que mató a 45.000 alevíes; y adoptó el Islam sunní. Una posición firme.

¿Era necesario?

Las protestas de la plaza Taksim se extendieron por toda Turquía. Hubo reacciones muy violentas por parte de la policía, y algunas de ellas fueron denunciadas por el primer ministro Erdögan. Hay llamaradas, violencia hacia la propiedad, gases lacrimógenos y gente bailando en las calles. ¿La primavera árabe se ha vuelto turca? Sí y no. Lo que ocurre en Turquía está por encima de todas las causas de Turquía. Así que volvamos a la plaza-parque, sabiendo demasiado bien que hay más en curso.

Regímenes de todo tipo: hay que tener cuidado con los parques. Tengan en cuenta que los seres humanos son de, por y para la naturaleza. Los parques son la naturaleza domesticada, nada peligroso pero, aún así, la naturaleza. No tapar con asfalto, no “desarrollar”. Y tengan mucho cuidado con los árboles. No sólo son organismos vivos y, como todo lo orgánico tienen derecho a una muerte natural, no a una replantación o una sierra asesina; también son testigos silenciosos de la historia, de una parte de nuestras vidas y la de nuestros predecesores, como en los viejos edificios. Cuidado, cuidado de “desarrollar” y, al igual que en Osaka, después lamentarse amargamente.

El conflicto puede estar redactado en términos de la acción del gobierno contra las personas, o como la modernidad y el desarrollo en contra de la historia y la naturaleza. Hay profundos compromisos y buenos argumentos en ambos lados, y conflictos sin resolver que conducen a actos de violencia masiva, verbal, física.

¿Podrán los Estudios de Paz ayudar en el caso Gezi? Probemos con la fórmula, comenzando con resolución de conflictos pero al revés.

                     Equidad x Armonía
      Paz = —————–
                     Trauma x Conflicto

Tratemos el “Ambos – y”: es difícil creer que Estambul no puede tener tanto el parque y losproyectos, incluso si no todos están en un solo lugar. Ejemplo: poner el centro comercial en el parque de plaza, al igual que en Alcoy (España), las residencias, la ópera y la mezquita en otros lados; tal vez el monumento a la historia sólo ahí. Habría sido mejor trabajar sobre alguna alternativa desde el comienzo (la demostración del 27 de Mayo) lo cual habría comunicado mejor que la crítica que lleva a la polarización, aunque esto último es menos atractivo para las mentes agresivas. La Paz es constructiva.

Regímenes de todo tipo: tengan cuidado con la historia. Vienen centurias de gloria y de trauma. Está Gelibolu, aka Gallipoli, la brillante victoria del siglo 20 de Mustafa Kemal sobre la reliquia del siglo 19, Winston Churchill, los australianos y los otros (medio millón de personas asesinadas en ocho meses!) que sacrificó. La Turquía de Kemal Atatürk surgió, como todo lo orgánico, evolucionando. Hay mucho que celebrar en lo que se produjo y en lo que ha disminuido, y mucho que lamentar. Debemos centrar la atención en ambos.

Armonía: lo que se pide es la empatía con todas las partes. No hay necesidad de satanizar, hay mucha necesidad de empatía; no a favor o en contra sino sólo para saber. Para quien en los últimos 60 años ha tenido diálogos con todo tipo de partes en conflicto para todo tipo de conflictos, hay una experiencia  básica grabado en la  mente: todas las partes tienen algunos objetivos perfectamente legítimos. Conócelos, lo más probable es que aparecerá alguna solución.

Cooperación de beneficio mutuo y de igualdad: en un conflicto, a menudo se le conoce como un debate, negociando por algún compromiso. Existe un método mejor: el diálogo, la búsqueda conjunta de algo nuevo. Como se ha señalado muchas veces durante este conflicto: la democracia no es sólo elecciones multipartidistas cada cuatro años, sino también es transparencia y diálogo permanente. Nadie tiene el monopolio de la verdad; si un gobierno respaldado por la mayoría piensa de este modo, la democracia se convierte en una dictadura de la mayoría. Veamos cómo los suizos lo hacen: gobiernos de coalición en diálogo permanente beneficiándose de las buenas ideas de derecha, de izquierda o de centro.

No es suficientemente bueno para un presidente el decir que el mensaje ha llegado, también importa su reacción y la reacción a esa reacción. No es suficientemente bueno para un primer ministro el rechazar el diálogo, ni tampoco que un ministro de relaciones exteriores deplore el deterioro de la imagen en el extranjero. El problema es cómo avanzar y solucionar el conflicto con respeto por el pasado sensible de las víctimas del Imperio Otomano, temerosos de una repetición y sensible a todos los mártires de las manifestaciones del 1 de mayo de 1977 en la Plaza Taksim, convirtiendo esa plaza en sagrada para muchos.

El AKP ha colocado a Turquía en una posición de liderazgo en cuanto a lo político y lo económico, hacia una estructura de economía mixta público-privada y un estado de bienestar social. Como muestra la historia en innumerables ejemplos, el negarse a entablar un diálogo con los demás acorta la distancia para convertirse en víctima de su propio éxito. Optar por el diálogo en todas las direcciones y buscando soluciones como vías camino de salida.

Y Turquía volverá a espegar.

_____________________

Traducción de TRANSCEND Argentina, Diana de la Rúa Eugenio.

 

This article originally appeared on Transcend Media Service (TMS) on 17 Jun 2013.

Anticopyright: Editorials and articles originated on TMS may be freely reprinted, disseminated, translated and used as background material, provided an acknowledgement and link to the source, TMS: (Castellano) Se Estanca Turquia Nuevamente?, is included. Thank you.

If you enjoyed this article, please donate to TMS to join the growing list of TMS Supporters.

Share this article:

Creative Commons License
This work is licensed under a CC BY-NC 4.0 License.


One Response to “(Castellano) Se Estanca Turquia Nuevamente?”